Publicado: 5 de Noviembre de 2020

Las temperaturas extremas afectan a los coches igual que a las personas. El calor perjudica a los neumáticos y hace que el motor pierda potencia y el invierno se convierte en enemigo de la batería, el limpiaparabrisas, el motor... Un mantenimiento adecuado servira para evitar reparaciones costosas , y sobre todo, para tu seguridad.

Las baterías son las mas vulnerables para las bajas temperaturas. Con el frío tienden a descargarse y pierden capacidad de recuperación.

El motor con el frío se recomienda esperar unos minutos para que todos los fluidos principales como el aceite, líquido de dirección, frenos..y el motor alcancen un mínimo de temperatura. Si esto no se hace correctamente no se consigue la lubricación necesaria y se puede legar a dañar todas la piezas móviles del motor.

También hay que tener en cuenta el líquido refrigerante que tiene propiedades anticongelantes pero que con el paso del tiempo va perdiendo propiedades y es fundamental cambiarlo ya que podría no refrigerar el motor o se hace mucho frío congelarse.

La calefacción es otra posible avería por que después de todo el verano sin utilizarse el radiador de la calefacción puede estar obstruido por culpa de los residuos sólidos que flota en el circuito refrigerante.

En Huracán motor le realizaremos una revisión de su vehículo para evitar estas posibles averías con la llegada del frío y por no hacerlo a tiempo el coste de la avería sea mayor. https://www.tallereshuracanmotor.es/es/contacto/